Crónica de una novela

Lo que el arte esconde en mi taller

La dejé pasar a mi estudio. Ella dijo que entró, así como suena, es lo que puso en su artículo, pero lo cierto es que la dejé pasar por hartazgo. Me estuvo llamando durante dos meses todos los puñeteros días. A ver, ¿cómo ha de interpretar una persona un no? Ésta por lo visto, es de las que no acepta …

Read More »

No hay más que la conquista

Cada vez que algo termina, al revés de la página se revela la moraleja. En el momento que dejas de conquistar, te ha vencido un poquito la muerte. Y esta tomará, tarde o temprano, posesión de su cargo por tu exclusivo mandato. Llenará de quietud donde hubo ruido de risas y movimientos de caricias. Apagará con manto gris, el color …

Read More »

Describir un beso

—No me lo digas, no me lo des, escríbeme un beso. Y me puse a pensar… ¿Cuál de todos? Porque tenemos varios, dependiendo de quiénes somos en algunos momentos. Hay uno que gastamos, que me gusta especialmente. Cuando llevamos encuentros sin fundirnos. Empieza lento en la parte carnosa de los labios, despertando los sentidos. Los ojos se entreabren, para no …

Read More »

Los días sin ti

No me gustan los días que no te veo,ni me saben a espera,ni acrecienta mis deseos.Me entra una rabia infinitade pensar que no va a haber besos,ni caricias que se se vuelvan traviesas,ni preludios de otros paseos. Que no me vengan con historias de saber tenerme,si yo ya sé que yo ya me tengo, que me basto y me sobro,y …

Read More »

Tu hueco

Inspiro y tomo contacto de mi posición, tumbada, boca arriba, semi tapada, en el lado de mi cama… Un hilo de sol se cuela por el agujero de mi persiana. Debe de ser de día. No hay personas, ni ruidos, ni música, ni pienso en cosas por las que merezca la pena levantarme ahora. Te has ido hace un rato …

Read More »

Ya no

Si cierro los ojos vuelvo a ese rincón de casa donde nos reíamos a rabiar. A ese momento donde la risa me impidió morder tu boca, pero no olvidarlo jamás. Ahora camino hacia la cocina. Mis pies ya no pisan descalzos y me suena a otra este andar. Abro el cajón de la despensa y aunque está lleno, el hambre …

Read More »